All for Joomla All for Webmasters

Ministerios

Ministerios

Trabajar en el ministerio cristiano con “humildad, excelencia y responsabilidad

En la Iglesia Cristiana El Tabernáculo de David somos respetuosos de la palabra de Dios y en lo que hace referencia al servicio observamos lo que en la Biblia  Jesús dijo: “A la verdad la mies es mucha, más los obreros pocos. Rogad, pues, al Señor de la mies, que envíe obreros a su mies” (Mateo 9:37-38). Por ello para un mejor servicio y atención integral a quienes llegan a nuestra congregación contamos con los siguientes ministerios:

Hombres de Integridad, Mujeres Valientes y Esforzadas, Jóvenes Guardianes de la Fe, Niños soldaditos de Jesús, Misiones, danzas, Intercesión y servicio, que buscan de manera efectiva poder ayudar aquellos en sus necesidades particulares en cada una de estas categorías.

La palabra "ministerio" viene del Latín ministerium, que significa "servicio".

Cada cristiano(a) es llamado por Jesús, desde su Bautismo, a servirle y participar con Él en la misión que el Padre le ha encomendado.

El Espíritu Santo le da la fuerza y los dones necesarios para desarrollar ese servicio en comunión con toda la Iglesia.

Uso bíblico del término “ministro”

El término “ministro” tiene ya en el Antiguo Testamento un énfasis similar a la del uso latino, lo cual ha de ser tenido en cuenta al hablar de ministerio en la iglesia.  El término hebreo “mesharet” expresa normalmente el servicio en el templo.

El Nuevo Testamento usa preferente el término “diakonos”, servidor, que se emplea primero en sentido general y luego en sentido técnico, o  sea, especifico, para designar un oficio determinado dentro de la iglesia.

 Es decir, que la palabra “diakonos”, o sea, servidor, ilustra que se puede usar para referirse al servicio que debe ejercer todo cristiano en la iglesia, según el don o los dones que haya recibido. 

LA RESPONSABILIDAD INDIVIDUAL EN EL MINISTERIO

A continuación observaremos cuales son algunas de nuestras responsabilidades en el ministerio que estamos realizando  o  realizaremos en el futuro en El Tabernáculo de David.                          

  1. 1.      Servir

No a todas las personas nos gusta hablar del servicio, porque no a todos nos gusta servir.  Sin embargo nos sentimos bien cuando otros nos sirven.  Por tal razón, en este momento nos dedicaremos a hablar del servicio que debe ejecutar un cristiano o cristiana.

“El verdadero líder sirve a la gente.  Sirve a sus mejores intereses  y  al hacerlo no siempre será popular,  y  quizás no siempre logre impresionar.  Pero debido a que los verdaderos líderes están motivados por el interés amoroso más que por un deseo de gloria personal, están dispuestos a pagar el precio.” Eugene Harbecker

El servicio requiere sacrificio de parte del que sirve, esto quiere decir, que uno debe dejar a un lado los anhelos personales y preocuparse por el bienestar de los demás.  Podemos citar a una persona que mostró el mejor ejemplo de servicio aquí en la tierra: Jesús. 

Se acercaba la fiesta de la Pascua.  Jesús sabía que le había llegado la hora de abandonar este mundo para volver al Padre.  Y habiendo amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el fin…así que se levantó de la mesa, se quitó el manto  y se ató una toalla a la cintura.  Luego echó agua en un recipiente y comenzó a lavarles los pies, se puso el manto y volvió a su lugar.  Entonces les dijo: ¿entienden lo que he hecho con ustedes?  Ustedes me llaman Maestro y Señor, y dicen bien, porque lo soy.  Pues si Yo, el Señor y el Maestro, les he lavado los pies, también ustedes deben lavarse los pies los unos a los otros. Juan 13:4, 12-14.

Por lo cual, podemos aprender de este ejemplo del Señor Jesús, que para servir a los demás hay que sacrificarse primero.  No importa el área en que usted sirva, recuerde siempre que el líder cristiano tiene más responsabilidades y menos privilegios.

  1. 2.      Ser ejemplo

En su primera carta a Timoteo, el apóstol Pablo exhorta a su hijo en la fe a ser un ejemplo a los creyentes.  En relación con esta exhortación, Pablo indica también varias categorías, en las cuales Timoteo y nosotros deberíamos ser un ejemplo a los creyentes.  Además el apóstol Pablo indicaba a Timoteo que el liderazgo es más un asunto de calidad que de antigüedad, aunque las Escrituras nos instan a que respetemos la edad.  En el propósito de Dios, el solo haber vivido más tiempo no cuenta como mérito para el liderazgo.

Este es un concepto muy equivocado, porque Dios es quien escoge y capacita a la persona que él, quiere usar.  Por lo tanto, la cuestión del ministerio no es asunto de edad, sino de madurez y de ser ejemplo. Dios no escoge a los capacitados Él capacita a sus escogidos.

  1. 3.      Ser apasionado (a)

Tu deseo determina tu destino.  Piensa en grandes líderes y quedarás impresionado por su pasión:

Jesucristo el mayor ejemplo de servicio y sumisión, Gandhi por los derechos humanos, Martin Luther King Jr. Por la igualdad, Bill Gates por la tecnología.  Cualquiera que viva por encima de una vida común tiene un gran deseo.  Esto es cierto en cualquier campo: deseos débiles traen resultados flojos, así como un fuego pequeño poco calor.  Mientras más fuerte sea tu fuego, más grande será el deseo y más grande el potencial.

Pero tengamos en cuenta que solo con la ayuda de Dios, una persona puede llegar a la meta que se proponga, siempre y cuando esté vigente esa pasión por alcanzar la meta que se ha propuesto lograr.  Porque a pesar de los obstáculos que se puedan presentar en el camino, dicha persona seguirá luchando hasta realizar su sueño.

  1. 4.      Perseverar en oración

“Sólo se puede orar en común con aquellos que tienen la misma fe  y  el mismo amor”.  Joe Johns De esta manera es que los discípulos siempre fueron vistos como hombres de oración, y esto hacia que los nuevos creyentes asumieran la misma costumbre.   

La oración es la que mueve la mano de Dios a favor de la gente, es la clave para desatar el poder del Espíritu Santo en cada vida y traer el crecimiento a la iglesia.  Todo se consigue perseverando en oración. Lo que anhelamos en el plano natural, debe ser conquistado primeramente en el plano espiritual mediante la oración.

  1. 5.      Mantener la fe

En efecto, la vida cristiana es una vida de fe.  ¿Dónde está vuestra fe?  Preguntó Jesús a los Doce, cuando expresaron temor, y los exhortó diciendo: “Tened fe en Dios”.    

La fe consiste en “confiar” en él (su nombre). Luego la fe consiste en que no es ingenuidad ni credulidad.  No es algo ilógico o irracional.  Todo lo contrario: la fe es confianza razonada.  Se apoya en el conocimiento, el conocimiento del nombre de Dios.  Jamás resulta irrazonable señalar que la fe viene de Dios hacia el ser humano, pero debe ser una fe que se ejercite y desarrolle a través del conocimiento de la Palabra de Dios y de una relación íntima con él, mediante la oración

  1. 6.      Practicar la obediencia

Jesús llama a sus discípulos a vivir una vida de obediencia.  Pero, ¿Cómo hemos de obedecerle, a menos que conozcamos su voluntad y sus mandamientos?  Desprovistos de un conocimiento de aquella como de estos, la obediencia sería imposible.  “Si me amáis, guardad mis mandamientos”, dijo Jesús.  Además “el que tiene mis mandamientos (es decir, los conoce, los atesora y los conserva en la mente y en la memoria), y los guarda, ese es el que me ama.”  Una vez más, entonces, la Biblia resulta indispensable para alcanzar la madurez en la vida cristiana.

Por tal razón, si observamos la Biblia en el  A.T.  y N.T., nos daremos cuenta que el tema de la obediencia para Dios es fundamental, para él, poder bendecir a su pueblo.  Por tanto, es de suma importancia que practiquemos la obediencia al Señor, si queremos ser bendecidos.                                        

En El tabernáculo de David exhortamos a cada uno(a) de ustedes a realizar un ministerio de excelencia para la gloria de Dios.  Por tal razón, es necesario que mantengan una disciplina y perseverancia en el ministerio que están realizando, para que las personas de este mundo puedan ver que es un privilegio servir a Cristo y vivir para él. 

  • /index.php/multimedia